Contraindicaciones de la Hidroterapia de Colon

La hidroterapia de colon, como cualquier otro tratamiento, no solo tiene beneficios y cualidades, este proceso también tiene sus rechazos sobre la ejecución en algunas personas.

Es por eso que, en este post podrás conoces cuáles son esas contraindicaciones de la hidroterapia de colon, según sean las condiciones que tú como paciente posees.

Contraindicaciones de la Hidroterapia de Colon

Y es que, a pesar de que es un tratamiento bastante efectivo, no puede ser ejecutado en todos los pacientes, puesto que cada caso es muy particular, serán entonces tus condiciones las que indiquen si estás apto/a o no para realizarte dicha limpieza intestinal.

Por otra parte si deseas realizarte esta limpieza, debes primero asegurarte que la persona que llevará a cabo el procedimiento tenga pleno conocimiento de lo que está por realizar ya que, existen algunas medidas de seguridad que se deben seguir sin pretextos.

Cuáles son las contraindicaciones de la hidroterapia de colon

En todas las personas es necesario realizar una limpieza intestinal de vez en cuando, pero ten claro que el tiempo dependerá de las necesidades específicas de cada quien, no debes realizar un procedimiento por simple deseo.

Evidentemente, no a todos se pueden tratar con los mismos parámetros, ni mucho menos con los mismos métodos. Tal es el caso de la hidroterapia de colon, cuyas contraindicaciones son:

·         Afecciones en el ano

Si estas padeciendo de alguna enfermedad que comprometa el área rectal, no puedes realizarte una hidroterapia de colon porque tu salud correría más riesgos.

Afecciones como las hemorroides dilatadas pueden ser un verdadero obstáculo para llevar a cabo este proceso de limpieza de colon, eso es porque la zona del ano está muy sensible y las hemorroides pueden infectarse y romperse.

Además, como el proceso requiere introducir un delgado tubo por el ano, si las hemorroides internas están inflamadas, no van a poder introducir la herramienta necesaria y el riesgo de rasgar las paredes del recto serian inminentes.

Si este es tu caso, lo más sensato es que emplees otros mecanismos de limpieza que te garanticen más salud y no más molestias.

·         Estado de gestación

El embarazo es una etapa bastante delicada en la salud de la mujer, aun cuando goces de buena salud, durante esta etapa no es correcto ponerte en riesgo solo por obtener una limpieza.

Sobre todo si ya estas finalizando el segundo trimestre de tu estado de gestación puesto que a partir de esa etapa el feto se encuentra más bajo y cada día va creciendo más.

Por ningún motivo debes practicar la hidroterapia de colon mientras estés en estado, a menos que tengas estricta recomendación y vigilancia médica.

Particularmente te aconsejaría que si no es de necesidad vital, esperes a que tu embarazo culmine y luego de unos meses planees tu limpieza de colon profunda, ya con más tiempo y sin tantos riesgos.

·         Padecimientos de inflamación intestinal

Este punto parecería más una contradicción que una contraindicación, puesto que en padecimientos como el síndrome de intestino irritable, colitis crónica o enfermedad de Crohn, pueden algunos doctores recomendar una limpieza total, como la que significa la hidroterapia de colon.

Pero lo que sucede en realidad es que:

  • No puedes practicar este proceso de limpieza cuando tu cuerpo esté sufriendo un cuadro de ataque del padecimiento.
  • No realizarla cuando presentes dolor por la enfermedad.
  • Si estas demasiado alterado por los síntomas.

Eso se debe a que será muy difícil y contraproducente realizar la limpieza en ese momento, lo más recomendable será que esperes que el ataque pase y pronto realizar este proceso de limpieza.

·         Altos índices de alergias

Si padeces de alergias a casi todo lo que hay en tu entorno, es posible que también presentes intolerancia a los aparatos o sustancias con los que se realiza la hidroterapia.

Ten en cuenta que para realizar estas puede usarse solo agua purificada, pero en algunos consultorios emplean plantas u otros complementos para que la limpieza sea más profunda y eficiente.

Por eso siempre que requieras, busca toda la información pertinente, pero si a pesar de obtenerla aun sientes dudas, lo mejor será evitar un empeoramiento de la situación y probar métodos más seguros.

·         Proceso operatorio reciente

Cuando estás recién salido/a de una operación, tu cuerpo entero está concentrado en recuperarse del reciente procedimiento. Por lo tanto, tus mecanismos de defensa se mantienen enfocados en ello.

Además de que si la operación está por la zona pélvica o anal, es evidente que no puedes realizarte la hidroterapia de colon hasta que te encuentres totalmente recuperado/a.

 

·         Padecimiento de los nervios o tensión

Los nervios son algo difícil de controlar, cuando sufres de nervios o de la tensión, cualquier procedimiento o actividad que vayas a realizar puede representar un verdadero riesgo para tu estabilidad.

Aun cuando sepas exactamente a lo que te vas a enfrentar, puede ser inevitable sufrir un ataque de pánico cuando ya tienes la actividad en proceso.

Por lo tanto, si llegas a alterarte demasiado durante la ejecución de la hidroterapia de colon, podrías ocasionar daños severos tanto en el colon como en el recto.

En este caso, no debes jugar con tu resistencia, ten en cuenta que los nervios alteran tu ritmo cardíaco, y si eres de los que sufren alguna cardiopatía, tu estado de salud puede verse demasiado comprometido.

Qué hacer con respecto a la hidroterapia de colon

Primero que nada, debes asegurarte de que cumples con las condiciones de salud que se requieren para pasar por un proceso como este. Ten presente que este procedimiento realiza una limpieza extrema en toda el área intestinal.

En tal caso, debes hacer lo siguiente:

  • Verificar que no tienes ninguna de las condiciones antes descritas.
  • Cerciorarte que el médico que va a realizarlo realice las pruebas previas pertinentes.
  • Pide toda la información acerca del procedimiento.
  • No realices esto a menos que sea muy necesario para tu salud.
  • Recibes las fuentes nutricionales necesarias.

Lavado de colon

Estar claros frente a la situación debe ser lo más importante, no creas que por haber sido un buen método para otras personas, puede serlo también para ti. Siempre existirán más métodos y más soluciones, solo debes buscar que es lo que en realidad te llevará a vivir sin colon irritable.